Convierte una propiedad comercial a residencial en EE.UU.

¿Vas a adquirir una propiedad de uso comercial y quieres que legalmente sea reconocida como residencial en Estados Unidos?

Aquí te presentamos la información que requieres para que hagas este proceso sin complicaciones. Lograrás mantener tu propiedad en términos de las leyes americanas.

Pero veamos cuáles son los pasos a seguir para cambiar una propiedad comercial a una residencial.

Algunos inversionistas visualizan ganancias al adquirir locales comerciales para hacer modificaciones en ellos, de manera que puedan usarse para fines residenciales. A continuación, te explicaremos el proceso a seguir para lograr el cambio.

Pasos a seguir

Para que las autoridades de EE.UU. puedan aprobar tu solicitud, tienes que contar con un proyecto diseñado por un arquitecto. No todo inmueble puede ser apto para usarse como vivienda. Este estudio también sirve para la detección de riesgos potenciales al momento de remodelar la construcción. Los inspectores de vivienda pueden efectuar esta labor.

Una vez que cuentes con este estudio, solicitarás la conversión a uso residencial ante la Junta de Permisos e Inspecciones o en su caso ante la Junta de Construcción y Zonificación.

Documentación solicitada

La solicitud que presentes ante la Junta debe acompañarse de los documentos que demostrarán tus derechos como propietario y el proyecto de remodelación.

  • Planos de las remodelaciones que pretendes efectuar.
  • Los planos del inmueble actual sin remodelaciones.
  • El estudio emitido por el arquitecto con licencia que permita saber si el local comercial puede ser transformado en vivienda. Este debe incluir los riesgos que existen al efectuar las reparaciones y reconstrucciones.
  • Solicitud impresa del cambio de local comercial a vivienda.
  • El presupuesto de materiales que utilizarás en la obra.
  • Pago de los derechos para obtener el permiso.

Marco legal y normativa vigente

Los inmuebles utilizados como residencias deben cumplir con las especificaciones que se citan en la Ley de Vivienda. Por ejemplo, deben existir rampas para discapacitados. También, los vendedores deben evitar la discriminación a grupos vulnerables, como ocurre cuando incrementan los costos a miembros de una comunidad racial o de inclinación sexual.

¿Qué requisitos son necesarios?

Necesitas llenar el formulario que se entregará en las oficinas de la Junta de Permisos e Inspecciones con los documentos antes citados. Tu inmueble debe cumplir con los requisitos estructurales y técnicos para que pueda ser seguro en la remodelación.

¿Requisitos técnicos? Sí, las viviendas deben cumplir con ciertas medidas mínimas para las habitaciones. La ubicación de las cocinas y chimeneas no deben representar un riesgo para las familias. Esto se comprueba con la visita de los funcionarios y el dictamen del arquitecto.

Mientras no te den respuesta a tu solicitud, no podrás efectuar ningún trabajo en el inmueble. Recibirás la visita de los funcionarios para inspeccionar el lugar y posteriormente se te emitirá la resolución.

Costos e información adicional

Tendrás que cubrir los costos de los honorarios del arquitecto que haga el estudio. El inspector de vivienda cobra aproximadamente entre $ 300 y $ 500 dólares americanos.

Además, deberás tramitar las licencias de construcción y remodelación según los metros cuadrados a elaborar. El costo de estos permisos varía entre $ 1200 y $ 1500 dólares. En el caso de condados donde es menor la densidad poblacional, el precio a pagar puede ser de $ 100 dólares por permiso.

La autorización para que puedas empezar a trabajar en la remodelación puede tardar hasta dos semanas. Si los cambios son pequeños, quizás hasta el mismo día te permitan los trabajos. Es importante que respetes los plazos al suspender las labores para que no te cancelen la obra y te den respuesta negativa a tu petición.

Ahora ya sabes

Aplica los consejos que te hemos brindado para que puedas convertir tu propiedad comercial a un elegante diseño residencial. Disfruta de la casa de tus sueños en Estados Unidos y diséñala según tus necesidades.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *