Cómo proceder en caso de maltrato animal

¿Qué podría pensarse de una persona que deja a su perro abandonado en una carretera y se marcha con su automóvil y su mascota lo persigue por una distancia considerable hasta rendirse por cansancio? ¿O de alguien que opere las cuerdas vocales de su mascota para que no perturbe a los vecinos con sus ladridos?

El maltrato animal es considerado un delito federal.

¿Qué casos se consideran maltrato animal?

Estos actos pueden ser calificados como maltrato o abuso animal y hasta pueden ser delitos federales que lleven a multas y penas de encarcelamiento. Todo lo que haga un ser humano que cause dolor o estrés a los animales, se incluye en la categoría de abuso, sea intencional o no. Se puede incluir aquí por ejemplo mantenerlos en instalaciones inadecuadas; descuidar su higiene y alimentación necesarias; golpearlos, herirlos o mutilarlos, abusarlos sexualmente y hasta tratar de humanizarlos cambiando su comportamiento natural.

Existen diversos casos de maltrato animal. Ninguno de ellos se puede justificar. Los animales tienen derechos.

Aunque no es una justificación al problema, sucede que en muchos casos quién es responsable del abuso no está consciente de cometerlo, ya que tal vez por cultura o un comportamiento mal aprendido no considera al animal como un ser semejante que merece compasión y goza también de derechos y protección legal. Sin embargo el desconocimiento de la ley no exime de su cumplimiento, lo que quiere decir que toda persona que cometa esta falta puede correr el riesgo de ser denunciado y penalizado. En Estados Unidos los actos de crueldad contra animales se cuentan como delitos graves tal como se puede leer en la página del FBI (Federal Bureau of Investigation) y desde hace ya varios años se lleva un registro en base de datos de estos eventos. El asunto es que se parte de la premisa de que si una persona lastima a un animal puede que sea también capaz de lastimar a un humano.

¿Qué hacer en caso de presenciar una escena de maltrato?

Si usted presencia una escena que realmente puede ser calificada como maltrato animal puede denunciarlo en forma anónima. Algunos ejemplos pueden ser: signos de heridas, pérdida de pelaje y peso extremo, indicios de falta de aseo, confinamiento, entornos nocivos o contaminados, tortura o abuso con fines comerciales. Tiene muchas opciones para iniciar un procedimiento. Una de ellas es justamente en la página del Buró Federal de Investigaciones (FBI en sus siglas en inglés) llenando un Formulario de información y pistas públicas. También puede hacerlo mediante la División de Derechos Civiles del Departamento de Justicia enviando un reporte en línea.   

Otra opción es contactar a la Sociedad Estadounidense para la Prevención de la Crueldad hacia los Animales (ASPCA American Society for the Prevention of Cruelty to Animals). Esta organización tiene sede en Nueva York pero tiene presencia y programas locales en otras ciudades y es reconocida como una institución de bienestar animal. Fue fundada en 1866 por Henry Bergh. También en otras áreas se cuentan con importantes centros de atención.

En caso de presenciar algún tipo de violencia hacia algún animal, puede llamar y reportarlo.

Otros lugares en los que se puede reportar

  • En Arizona, la Arizona Humane Society atiende varias localidades y tiene un teléfono a disposición de forma diaria.
  • En Texas está la SPCA que recibe e investiga las denuncias.
  • En Nueva Jersey por ejemplo, para alertar sobre abuso al ganado, caballos y aves de corral se puede acudir a la División de Salud Animal del Departamento de Agricultura por teléfono al 609-671-6400 o por correo electrónico:  state.veterinarian@ag.nj.go o a la Liga de Protección Animal que tiene representantes en todo el estado.
  • En California, específicamente en Los Ángeles, la SPCA/LA no solo atiende los delitos sino también estimula la formación de Humane Officers, funcionarios dedicados a la actividad de protección de animales.
A favor de la protección de los animales.

A lo largo de todo el territorio hay muchas instituciones que se dedican a esta noble labor de velar por el bienestar de nuestros hermanos animales. Ante una situación de injusticia, tomar el coraje para iniciar el proceso es el primer paso para la construcción de lo que todos merecemos, un mundo mejor.

Compartir artículo

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Artículos recientes

Un comentario

  1. realmente es interesante esta informacion y asi dar termino a tanta injusticia con seres indefensos.
    aqui en colombia tenemos leyes que protegen los animales, pero deberiamos implementar muchas otras cosas donde el abusadory maltratador animal sea castigado con carcel, porque lo dice la ley pero no se cumple.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¡TE QUEREMOS ESCUCHAR!

Escribe a nuestro Formulario de Contacto y cuéntanos qué otros temas te interesa conocer...
HAZ CLIC AQUÍ