Matrimonio falso en Estados Unidos

Matrimonio falso en Estados Unidos: ¿qué hacer? ¿estás en peligro?

Matrimonio falso en Estados Unidos

Qué hacer en el caso de ser acusado de matrimonio falso puede ser una inquietud para ti si has contraído matrimonio con un nativo de Estados Unidos ya que podría presumirse que sea por conveniencia.

Esta es una preocupación muy fundada ya que, además de que tiene multa de 250,000 dólares, como inmigrante puedes ser deportado, perder la residencia e incluso ir a prisión.



Para tu tranquilidad, algunas cifras alentadoras

En primer lugar, aunque el 25% de las Green Card (Residencia Permanente en Estados Unidos) se obtienen a través de un matrimonio con un ciudadano estadounidense o con una persona que tiene la residencia permanente en el país, el USCIS (US Citizenship and Immigration Services) o Servicio de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos, únicamente investiga algunos casos que se presentan, generalmente a raíz de denuncia de algún ciudadano.

Por otro lado, únicamente el 2,8% de las solicitudes de Green Card que se presentan ante la USCIS son rechazadas por no reconocerse un matrimonio válido, lo cual quiere decir que en esencia el gobierno de Estados Unidos confía en las personas que presentan su solicitud.

Y de las personas a quienes les ha sido aprobada la tarjeta de residencia permanente, la cantidad de denuncias recibidas hace el número aún más pequeño, es decir, de alrededor de 30%. Esto es debido a que, aunque puede hacerse de forma anónima, es absolutamente necesario que el acusante presente pruebas de que el matrimonio es por conveniencia, enfocado a obtener la residencia.

¿Cómo se asegura el gobierno de que tu matrimonio es genuino?

Una parte del proceso de otorgamiento de Green Card por matrimonio lo constituye la entrevista, que se lleva a cabo solo en el caso de que el matrimonio sea de menos de dos años. Es uno de los momentos que provoca mayor tensión puesto que, aunque dura únicamente entre 20 y 30 minutos, será un suceso definitorio.

Durante esta entrevista, están presentes únicamente los cónyuges y el oficial de migración y las preguntas generalmente versan sobre la historia de su noviazgo, el día de la boda y detalles familiares de ambas partes.

Algunas veces, es en ese momento cuando se descubre que efectivamente existe un matrimonio por conveniencia y las consecuencias son mucho más punitivas para el inmigrante que para el residente.

¿Cómo puedo probar que mi matrimonio es real?

Cuando existe la duda acerca de la veracidad del matrimonio, una de las formas más contundentes de probarlo es cuando existen hijos, tanto si ya nacieron como si aún se encuentra la esposa embarazada.

Cómo probar que mi matrimonio es genuino

También se pueden presentar documentos que prueben la veracidad de un matrimonio, como estados de cuenta bancarios con titularidad compartida, recibos de arrendamiento de la vivienda en la que residen, fotos donde se encuentren conviviendo ambas familias, registro del auto a nombre de ambos cónyuges, comprobantes de que han viajado juntos, tarjetas de crédito adicionales, comunicaciones del tipo correos electrónicos, cartas o cualquier otra que demuestre que realizaron una boda real y que efectivamente forman una familia que convive cotidianamente.

¿Y los indocumentados?

Para el asunto de los inmigrantes indocumentados es importante distinguir tres casos distintos y cada uno tiene su tratamiento especial:

Cuando un indocumentado se casa con un ciudadano americano, no existe forma de que pueda tramitar la Green Card y debe salir del país y finalizar el trámite desde su país para regresar posteriormente a vivir con su familia.

Cuando un inmigrante ingresó legalmente, pero excedió su estancia en el país, está en un estatus que se puede ajustar permaneciendo en Estados Unidos. Por último, si se casa con un residente y no puede regularizar su estatus, tiene castigo de 3 a 10 años de prisión.

En definitiva, todas estas son las cuestiones y respuestas a una situación que puedes vivir tú también.