Jubilación en dos países: ¿es posible?

Para cumplir muchos sueños y metas debes trabajar, pero no hay nada más reconfortante que tener una pensión de Jubilación por tantos años de trabajo. Hay quienes lo han hecho en varios países, quizás porque fueron expatriados, o porque sentían que el cambio de divisa les iba a favorecer a la hora de recibir el pago; o de pensionarse.

Las personas que se van de su país de residencia, aún conservan sus derechos y los procesos activos siguen su curso normal. Esto conlleva a que muchas personas tengan más de un aporte pensional.

La doble jubilación es posible.

¿Cómo llevar a cabo el trámite?

Si trabajaste en dos países, es posible obtengas dos pensiones al mismo tiempo, pero te preguntarás: ¿Cómo puedes hacer? ¿Frente a qué organismo lo puedes solicitar? Aquí te contamos cómo hacerlo:

  • Debes dirigirte a la Administradora de Pensiones. Ellos se encargarán de intercambiar la información que consideren pertinente.
  • Deberás realizar una Solicitud de Jubilación ante el régimen de Seguridad Social de los países implicados en los que estés afiliado. El Seguro Social es un programa del Gobierno federal que proporciona asistencia a las personas que cumplan con los requisitos establecidos para distintas circunstancias.
  • Si en dichos regímenes cumples por lo menos con las condiciones mínimas que te exigen para acceder a esa prestación; puedes recibirlas.
  • Debes haber cotizado por lo menos un mínimo de 15 años en ambas instituciones.
  • Tener cumplidos los 62 años. Y en tal caso obtendrás los beneficios reducidos.
  • Si lo realizas con 67 años. Obtendrás tus beneficios completos.
  • Haber acumulado un total de 40 créditos en Estados Unidos: dependerán de la cantidad de años trabajados. En este enlace podrás hacer la simulación de cuántos créditos tienes en base a tus años aportados.
  • Además evaluar cuáles son las condiciones del país en el que resides actualmente para poder obtener allí también la jubilación.
  • También algo que facilita este hecho es que hayas cotizado por el mismo tiempo y así puedas acceder a ambas jubilaciones. Otra manera de obtenerla es que ambos países tengan convenios para que el proceso pueda habilitarse, esto hace que la recibas en menos tiempo.

Supongamos que has trabajado por los últimos años en EE.UU. y anteriormente lo hiciste en otro país, ¿qué trámite deberías hacer primero: el de Estados Unidos o el del país anterior o posterior a esto? El país donde trabajaste por última vez es el que se hace responsable de los trámites que conlleva dicha solicitud. En pocas palabras, son quienes estudian tu historial de cotizaciones y estos deben ponerse en contacto con el otro país cuando empiezas el cobro pensional.

Se recomienda que inicies los trámites de pensión por lo menos 6 meses antes de que entre en vigor, puesto que el estudio de tu caso puede demorar un poco de tiempo.

Para poder efectuar la Jubilación deben cumplirse con ciertos requisitos tanto en EE.UU. como en el país de origen de la persona que lo solicita.

¿Cómo se efectúa el cálculo pensional?

Para que tengas una idea básica de cómo funciona el pago al jubilado, debes tener en cuenta que para calcular el importe, la administración del país correspondiente estudia los períodos trabajados y cotizados. Esto sirve para calcular una pensión teórica, la cual surge cuando se hace un cálculo hipotético de los períodos en los que se cotizó en otro país. De esta manera se hace una minuciosa verificación para comprobar que has cumplido con los requisitos.

Seguidamente, se hace lo que se conoce como prestación prorrateada o real, en el que se ajusta el importe, de manera que refleje los tiempos reales que cotizaste en cada país. Debes tener en cuenta que cuando la cotización supera la cantidad obligatoria permitida, el valor de la pensión se hace mucho mayor. Además, esta puede ser diferente en función del número de años que hayas cotizado.

Si es el caso, debes crear una cuenta bancaria para que se haga la cotización periódica y puedas siempre tener a mano el resultado de tantos años de sacrificio.

Como puedes notar el fruto del trabajo lo puedes recibir por partida doble al tener las cotizaciones obligatorias en regla. Para ello, hacer uso de la tecnología global evita la realización de tanto papeleo, puesto que muchos países guardan ficheros de las cotizaciones de cada usuario. Debido a esto no hay necesidad de aportar otros documentos adicionales aparte de la solicitud, a menos que sea exigida por los países en cuestión. ¡No esperes más y obtén tu jubilación!

Compartir artículo

Artículos recientes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¡TE QUEREMOS ESCUCHAR!

Escribe a nuestro Formulario de Contacto y cuéntanos qué otros temas te interesa conocer...
HAZ CLIC AQUÍ